Datos forestales y transparencia: contribución del SIMOCUTE a la Acción Climática

  • La FAO identificó y presentó como caso de estudio al SIMOCUTE por medio de seminario web organizado por el proyecto: Fomento de la capacidad global para aumentar la transparencia en el sector forestal (CBIT-Forest).
  • El SIMOCUTE contribuye al Acuerdo de París, mediante la disposición de datos e información que permitirán tomar decisiones para el país y reportar sus avances en el ámbito internacional.

En Costa Rica la deforestación alcanzó su máximo valor en la década de 1980, en ese entonces el país tenía una de las tasas de deforestación más altas del mundo.

Sin embargo, gracias a un gran esfuerzo nacional, luego de más de 20 años después, el país logró un aumento del 54% en su superficie forestal, convirtiéndose en ejemplo global. Según el Estado de los boques del mundo del 2016.

La cubierta forestal ha crecido producto de prácticas agrícolas sostenibles, la reversión de la deforestación y múltiples políticas e iniciativas forestales.

Actualmente, Costa Rica es globalmente reconocida por sus extensos bosques tropicales, su gran biodiversidad y su lucha para mejorar la conservación y recuperación de los bosques, sin dejar de lado el desarrollo del sector agropecuario.

Sin embargo, a pesar de estos logros, hasta hace poco el país no contaba con un sistema de monitoreo robusto y armonizado que le permitiera dar seguimiento a la evolución de sus recursos naturales de manera integral. 

Por muchos años el monitoreo de los recursos forestales y agrícolas se llevó a cabo de forma aislada, ocasionando diferencias entre los científicos del país y limitando el reporte consistente y transparente de los compromisos internacionales relacionados con las convenciones de cambio climático, biodiversidad y desertificación.

En la encrucijada por generar información de alta calidad técnica para apoyar la toma de decisiones políticas nacionales concernientes a la gestión de los recursos naturales, surge como respuesta la creación y el desarrollo del Sistema Nacional de Monitoreo de la Cobertura y Uso de la Tierra y Ecosistemas (SIMOCUTE), con el cual, el país resurge como referente de mejora e innovación.

El SIMOCUTE inició acciones en 2015, promovido por el gobierno quien demandaba la creación de un sistema nacional para monitorear la cubierta terrestre, el uso de la tierra y los ecosistemas para facilitar la recolección, integración, gestión y difusión de datos e información ambiental a escala nacional.

Cabe destacar que un sistema de monitoreo ofrece oportunidades educativas y de formación profesional para estudiantes y jóvenes expertos en las primeras etapas de sus carreras. La integración de jóvenes expertos —tanto hombres como mujeres— en la planificación y organización del sistema de monitoreo está estrechamente ligada al desarrollo de la capacidad y la creación de redes.

La FAO identificó y presentó como caso de estudio al SIMOCUTE por medio de un seminario web organizado por el proyecto: Fomento de la capacidad global para aumentar la transparencia en el sector forestal (CBIT-Forest, por sus siglas en inglés).

El SIMOCUTE es fruto de un arduo trabajo conjunto, liderado por el Centro Nacional de Información Geoambiental (CENIGA), con  más de 40 instituciones vinculadas con el monitoreo de bosques, coberturas y usos de la tierra en el país, con la participación de instituciones públicas, organizaciones nacionales, la academia, y la cooperación internacional, incluyendo la colaboración de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el programa SilvaCarbon de los Estados Unidos y en general los socios de la Iniciativa Mundial de Observaciones Forestales (GFOI, por sus siglas en inglés).

El SIMOCUTE como plataforma permite conocer los cambios de la cobertura y uso de la tierra, la situación de los ecosistemas, la biodiversidad, la producción agrícola y forestal. También, considera los sistemas e iniciativas de monitoreo existentes en el país, con el objetivo de integrarlos y armonizarlos en un sistema más robusto. Además, el SIMOCUTE contribuirá largamente a la acción climática (Acuerdo de París) poniendo a disposición datos e información sólida y transparente que permitirán tomar decisiones para el país y reportar sus avances en ámbito internacional.

Enlaces de interés:

Sitio web del proyecto: http://www.fao.org/in-action/boosting-transparency-forest-data/en/

Brochure del proyecto:  http://www.fao.org/3/ca7424es/ca7424es.pdf

Caso de estudio Costa Rica: http://www.fao.org/3/ca8618es/ca8618es.pdf

Directrices voluntarias sobre monitoreo forestal nacional: http://www.fao.org/3/a-i6767s.pdf